Quizás con uno sea más que suficiente, pero eso no hace menos interesante y revelador el experimento del MIT, su laboratorio de Inteligencia Artificial y Ciencia en Computación desarrollo un módulo sintético específicamente programado para simular las frases de Trump.

@DeepDrumpf

Es la cuenta de twitter que pública lo que su motor AI genera y que por ahora no tiene ni muchos ni muy coherentes contenidos, y aunque no se note la diferencia es bueno saber que existe; el nombre “Drumpf” es un regalo de la investigación de John Oliver, para su programa Last Week Tonight